Sala de prensa Sala de expertas y expertos Pere Tarrés en cifras Opinión y análisis de actualidad
 Volver a noticias

Programa #AmbMakers para acercar la tecnología a jóvenes socialmente vulnerables

18.07.18

Barcelona es una las principales ciudades del sur de Europa en generación y consumo digital y tecnológico. Proyectos como el 22@ lideran el talento, la innovación y el empleo en la capital catalana. Sin embargo, la Fundación Pere Tarrés es consciente que las desigualdades socioeconómicas pueden causar diferencias en el acceso a la tecnología que generen una brecha digital.

Para apoderar digitalmente a los niños y jóvenes en situación de vulnerabilidad social la Fundación Pere Tarrés ha puesto en marcha el programa "Embajadores y embajadoras Makers" con el apoyo del Ayuntamiento de Barcelona, ​​a través de Barcelona Activa, y el IAAC - Fab Lab Barcelona. La iniciativa pretende impulsar el uso de la tecnología abierta y la fabricación digital para niños y jóvenes entiendan la transformación digital de nuestra sociedad. El proyecto les apodera digitalmente para que sean agentes activos en la resolución de retos de su entorno más cercano vinculados a la inclusión social y laboral.

Embajadores y embajadoras Maker

El proyecto se enmarca dentro del movimiento maker que enfatiza el aprendizaje a través de la experiencia y tiene como estándar el concepto DIY (Do It Yourserlf: Fest ello Tú Mismo) que promueve el trabajo en equipo, la obtención y producción de conocimientos en comunicado y el DIWO (Do It With Others: hazlo con los demás). El movimiento maker promueve la idea de que todo el mundo es capaz de desarrollar un proyecto en vez de contratar a un especialista para realizarlo.

Mediante la intervención a los Centro Socioeducativo de Poble Sec y Poblenou, durante el primer semestre de 2018, se ha desarrollado una prueba piloto para apoderar a un grupo de 40 adolescentes y convertirlos en los embajadores y embajadoras del movimiento maker entre esta población y sus vecinos y vecinas del barrio. Está previsto que en septiembre comience la prueba piloto en el centro socioeducativo Fundación Albert Espelt.

Esta acción ha permitido a los adolescentes adquirir las competencias básicas y digitales necesarias para ser, además de consumidores, creadores de soluciones tecnológicas en la sociedad digital. Los participantes han podido crear y experimentar con Mood Board, Tinkercard, Kinect e impresión 3D, vinyl y lámparas.

El proyecto tiene como objetivos específicos formar en las herramientas necesarias a un equipo de embajadoras y embajadoras compuesto por los y las jóvenes y adolescentes de los centros para que se introduzcan en el movimiento maker y puedan desarrollen las siguientes acciones:

  • Cocreado un espacio maker dentro del centro y hacerse responsables junto con los educadores.
  • Proponer actividades de fabricación digital y tecnología abierta en su centro.
  • Encargarse de explicar su experiencia y asesorar a otros jóvenes y adolescentes de centros similares.

Podéis seguir la presencia digital del proyecto a través de la etiqueta #AmbMakers

#AmbMakers